AQUÍ HUELE A FALLAS

IMG_3359[1]
Alumnos de Lápices preparados para comer en la escuela del barrio de l’Olivereta
IMG_3354[1]
Losalumnos de Lápices en la zona de Benicalap, esperando la paella.

Las Escuelas Lápices han comenzado fuerte sus fiestas falleras. Como manda el programa, a primera hora de la mañana, los monumentos falleros que ayer salieron de los talleres, hoy han ocupado las Escuelas.

Tras la plantà, los pequeños, equipados para la ocasión con  blusón y pañuelo fallero, han pasado parte de la mañana a ritmo de músicas falleras. Y, mientras muchos de ellos jugaban, en las cocinas se cocía algo.

Las pedagogas y los gerentes de Lápices se han vestido el delantal y los blusones  para cocinar las enormes paellas caseras. Hechas, eso sí,   con mucha carne y verdura para que el sabor recordara a las que hacen las abuelas o abuelos.

IMG_3334[1]
El gerente, Juan Soto, encargado de hacer la paella en Lápices de Benicalap.
IMG_3348[1]
Las responsables de la paella de Lápices en Campanar, Nuria Ros y Ana Jareño.
IMG_3369[1]
El improvisado casal en el patio de Lápices en Campanar.

Su aroma  ha invadido los patios  que, por unas horas se han convertido en casales falleros, para que nuestros lapiceros  celebren el comienzo de estas fiestas  con una comida especial: entremeses, aperitivos, paella y de postre, naranja.

IMG_3349[1]
La pedagoga Inma Roca cocinando la paella de Lápices en el barrio de L’Olivereta.

Tras la comida, un poco de descanso. Ha sido el momento del relax. Pero el calendario de celebraciones no ha hecho más que empezar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *